Pregunta 9 - ¿Por qué hoy se sigue hablando de teología "liberal"?

     PREGUNTA

De verdad que es muy edificante este servicio de preguntas y respuestas, ya que así se puede encontrar el enganche para profundizar en nuestra fe. Dicho esto, ésta es mi interrogante:

¿Por qué se sigue hablando de "teología liberal" o "teólogos liberales" en la actualidad, si ella tuvo su declive post guerras mundiales? ¿Hay alguna conexión entre la "teología liberal" y la(s) teología(s) posterior(es) o actual(es)?

Un abrazo.

Esteban Baluarte
Vallenar, Chile.

     RESPUESTA

Muchas gracias por tu pregunta, que sin duda trata un tema muy importante para las actuales discusiones teológicas.

A veces pareciera que la teología se quedó en el siglo XIX, ¿no? Tienes razón en señalar el uso anacrónico de “liberalismo” en teología.

En primer lugar esto responde a un énfasis moral en la teología. Se entiende por teología una forma inteligente de sermón. De este modo, el objetivo de la teología, para algunos, es el de sentar las bases de la “correcta doctrina”. Como he señalado en un texto sobre Credos, Confesiones y Catecismos, desde tempranas fechas el cristianismo confundió la doctrina con comportamiento. De este modo la “doctrina correcta” es el comportamiento correcto.

¿Por qué señalo todo esto? Porque “liberalismo” como lo usan para detractar a tal o cual pensador, a tal o cual idea, es sinónimo de “libertino”. No se tacha de liberal a quien sostiene una visión individualista, productiva y que busca, vía la razón pragmática, discurrir sobre la divinidad. Se tacha de “liberal” a quien no es “conservador”, entiéndase, que no piensa como yo. ¿Por qué le llamo liberal? Porque al no tener la doctrina correcta, seguro tiene defectos morales, es un libertino, inmoral. Así, el uso actual de liberal es más un estigma que una calificación ideológica. De hecho, quienes usan así el término liberal en teología, ¡creen que Karl Barth era liberal!, cuando el teólogo suizo fue un enemigo declarado del liberalismo, por eso su énfasis en Kierkergaard y en Nietzche.

El liberalismo teológico es una veta acotada, refiere a los pensadores como Albert Ritschl, Adolf von Harnack en el siglo XIX, y puede señalarse a Bultmann en el XX. Su característica central es en el énfasis en la racionalidad moderna como paradigma del análisis teológico, su énfasis en la vivencia personal y un anhelo de progreso constante (en Ritschl era el Reino que hegelianamente avanzaba, Harnack en la progresiva depuración de lo helénico en el pensamiento cristiano, y Bultmann pasar del mito a la decisión existencial). Paradójicamente, entonces, quienes hablan de “aceptar a Cristo en tu corazón” y que se esmeran en una teología sistemática omniabarcante y con todas las respuestas racionales, ¡terminan siendo liberales! Aunque digan que liberales son los que piensan distinto.

Haremos bien siempre que podamos realizar estas precisiones.

Raúl Méndez Yáñez,
Editor de RYPC.


Referencia recomendada

 
Nota importante: El objetivo de la sección de comentarios, es facilitar a los lectores un espacio para compartir sus propias opiniones. Por lo que, para garantizar una adecuada interacción, le pedimos encarecidamente que todo comentario lo realice dentro de un marco de respeto, se remita únicamente al tema publicado, y que no supere las 500 palabras. También recomendamos evitar una cantidad excesiva de comentarios en un solo tema, para así no "monopolizar" la discusión. Gracias de antemano.